Editorial

Iniciar un diálogo siempre es un poco difícil y lo es más aún cuando se han vivido tantos años juntos y apenas nos conocemos. Lo que si es fácil es verter opiniones dispersas de diferentes temas que nos atañen a todos y sin embargo, éstas son dichas y lanzadas al viento por unos pocos.

Comenzaremos por tratar de reconocernos a nosotros mismos y después vendrán las presentaciones. Estoy seguro que los apretones de mano serán fuertes, cálidos y sinceros. Después de tantos años de lucha y sacrificio, cuando se han dejado tantas cosas por el camino, esas que a veces nos golpean la puerta y cuando abrimos se quedan ahí quietas, sin entrar, sin decir nada, mudas. Es entonces cuando nos damos cuenta de nuestra inmensa soledad, de la necesidad de alguien que nos entienda, que nos ayude a sobrellevar esta inmensa responsabilidad; la de ser…EMIGRANTES.

Para eso necesitamos estar juntos, unidos, ser amigos, tratar de querernos y respetarnos. No estamos solos, somos uno de los pueblos latinos que viven en este país. Debemos salir a la luz, delinear nuestra personalidad, decir ; ¡¡aquí estamos!!!, ¡¡somos nosotros!!!…y este es nuestro PERFIL DE URUGUAYOS. Nuestro, que bonita palabra, el periódico digital que está mirando, es suyo, de nosotros, de todos.

Era tiempo que tuviéramos algo que nos perteneciera, es tan lindo ser dueños de algo. Las comunicaciones son un factor preponderante en la época moderna. Cuando salió el primer periódico a la calle, la civilización dio un enorme salto hacia adelante. Claro que no nos estamos comparando con otras ediciones que han salido hace ya mucho tiempo. Esa no va ha ser nuestra política…¿Saben por qué?, porque muchas de las líneas que se estamparán aquí, fueron escritas ya por ustedes.

Se sorprenderán de encontrar un montón de conceptos y opiniones que ya fueron tema de conversación con su esposa, con una rueda de amigos o en ese diálogo amable que se tiene con los hijos. Entonces cuando en el calor de la intimidad, en ese coloquio que a veces tienen con ustedes mismos, puedan decir; -‘’sí es verdad, yo pienso lo mismo’’- . Es ahí cuando empezaremos usted y yo realmente a conversar, a comprendernos.

Por algo nacimos bajo el mismo cielo…¿verdad?.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.